19.7 C
New York
miércoles, mayo 29, 2024

Buy now

NEOM, el proyecto saudita de ciudad futurista, busca financiamiento en China

Los promotores de la megaciudad saudita de NEOM, cuya viabilidad es cuestionada, realizaron una gira en China en busca de financiamiento.

NEOM es una ciudad futurista e inteligente, concebida por el  príncipe heredero saudita Mohamed bin Salmán.

Los promotores de NEOM estuvieron en Pekín, Shanghái y Hong Kong, donde los posibles inversionistas asistieron a una impactante presentación del proyecto y sus  etapas de desarrollo.

Los encargados del proyecto no abordaron las recientes informaciones sobre una reducción de los objetivos de construcción y población.

Pero dieron un vistazo de cómo NEOM ha evolucionado desde que el príncipe Mohamed la anunció en 2017, con un impresionante costo de 500.000 millones de dólares.

El director ejecutivo de NEOM, Tarek Qaddumi, llevó el viernes a periodistas al museo M+ de Hong Kong, donde presentó las metas de NEOM de equilibrar “la conservación de la naturaleza, la habitabilidad humana y la prosperidad económica”.

“NEOM es una visión muy amplia (…) Es quizás la iniciativa más emocionante y más visionaria del siglo XXI”, comentó.

La presentación sirvió para hacer que NEOM sea “menos misteriosa”, y las reacciones durante una recepción para invitados fueron “mayoritariamente neutrales”, comentó Leonard Chan, presidente de la Asociación de Desarrollo de Tecnología Innovadora de Hong Kong.

Pero negó estar convencido de querer vivir en la atracción principal de NEOM, llamada The Line, dos rascacielos de espejos que conformarán una ciudad inteligente a lo largo de 170 km.

“La visitaría para divertirme, pero no viviría allí. Parece algo salido de SimCity”, dijo Chan a la AFP.

“Tal vez si viviera allí no me querría ir,  sería como estar aislado del mundo y yo no soporto eso”, agregó.

Plato Yip, presidente del grupo ambientalista Amigos de la Tierra en Hong Kong y quien explora acuerdos de hidrógeno verde con NEOM, también comentó que en The Line “se siente como estar enjaulado, aunque tal vez sea muy confortable”.

AFP
Tarek Qaddumi (D), director ejecutivo del megaproyecto saudita NEOM ante un mapa de la ciudad futurista, el 19 de abril de 2024 en Hong Kong

– ¿Versión reducida? –

Al presentar The Line en 2022, el príncipe Mohamed dijo que la población sería de más de un millón para 2030, y de 9 millones para 2045.

Pero Bloomberg informó semanas atrás que, bajo proyecciones revisadas, solo 300.000 personas vivirían en The Line para el final de la década, y solo 2,4 kilómetros del proyecto estarían concluidos para entonces.

NEOM no respondió a una consulta sobre esa versión.

Qaddumi se limitó a asegurar que la meta poblacional de 9 millones se alcanzaría “en el tiempo”.

Describió las características de The Line, incluyendo un “voladizo” de 650 metros de largo que se adentra en el golfo de Áqaba y una “marina oculta”.

También dijo que está en marcha la construcción de túneles que permitirán a The Line atravesar montañas desérticas y un aeropuerto que deberá recibir a 100 millones de pasajeros por año y dará acceso fácil a la ciudad.

“Va a bajar del avión y caminar a la ciudad. Eliminaremos el engorro de atravesar un aeropuerto, ya sea migración o seguridad o incluso (…) recoger el equipaje en el aeropuerto. Su equipaje será enviado a su dirección”, indicó.

Trojena, el futurista centro de esquí con un lago artificial y 36 kilómetros de pistas, deberá estar concluido antes de 2029, cuando albergará los Juegos Asiáticos de Invierno.

AFP
Un trabajador recibe a los invitados para una presentación en Hong Kong del proyecto de megaciudad saudita NEOM, el 19 de abril de 2024

– Atraer inversionistas –

NEOM también estuvo buscando financiamiento en Europa y Estados Unidos.

La megaciudad avanza junto a otros proyectos lanzados como parte de la Visión 2030 del príncipe saudita, que busca preparar al mayor exportador mundial de crudo para un eventual futuro pospetrolero.

Arabia Saudita fue el único candidato a organizar el Mundial de 2034, por lo que tiene una década para construir los estadios y aumentar su capacidad de alojamiento y transporte.

Robert Mogielnicki, del Instituto de Estados Árabes del Golfo, en Washington, comentó que posiblemente darán prioridad a proyectos ligados a eventos específicos.

“Los sauditas no iban a poder avanzar indefinidamente a 100 por hora en todas las direcciones en materia de desarrollo”, indicó, tras agregar que Riad necesita un crecimiento sostenido de la inversión extranjera.

“No es ningún secreto que no lo han logrado”, dijo

hol/dhc/rcb/mtp/mas/zm

© Agence France-Presse

Más del autor

spot_img
spot_img

Latest Articles