4.3 C
New York
martes, febrero 27, 2024

Buy now

Condenados traficantes de drogas en varias partes del país

Catorce miembros de una importante organización narcotraficante que traficaba cientos de kilogramos de cocaína y fentanilo en el área de Charlotte, Carolina del Norte, y poseía ilegalmente armas de fuego en apoyo de esa operación, fueron sentenciados hoy, luego de una investigación de dos años dirigida por la Agencia Antidrogas (DEA) (DEA).

“Estas sentencias son otro ejemplo de cómo el Departamento de Justicia está atacando las redes de los cárteles de Sinaloa y CJNG que están envenenando al pueblo estadounidense con fentanilo y alimentando crímenes violentos en comunidades de todo el país”, dijo el Fiscal General Merrick B. Garland. «Los cárteles son responsables de crear la amenaza de drogas más letal que nuestro país haya enfrentado jamás; continuaremos atacando todos los aspectos de sus operaciones, incluidas sus organizaciones de narcotráfico asociadas en los Estados Unidos».

“Las drogas mortales como el fentanilo y la violencia armada vinculada al tráfico de drogas son responsables de destrozar familias y devastar nuestras comunidades”, dijo la fiscal federal Dena J. King para el distrito occidental de Carolina del Norte. “El procesamiento de esta organización traficante con vínculos con los cárteles de la droga mexicanos ejemplifica nuestros esfuerzos continuos para desarticular las redes de la droga, reducir la violencia armada inducida por las drogas y construir comunidades fuertes y seguras. Quiero agradecer a la DEA y a todos nuestros socios encargados de hacer cumplir la ley por su trabajo ejemplar en este caso y por unir fuerzas para combatir la actividad de las drogas y los delitos violentos”.

“Las drogas peligrosas continúan llegando a nuestras comunidades a costa de demasiadas vidas”, dijo el agente especial a cargo Robert J. Murphy de la División de Atlanta de la DEA. “Esta exitosa operación ha garantizado que estos violentos narcotraficantes hayan sido retirados de nuestras calles, lo que en última instancia ha hecho que las comunidades sean más seguras para todos”.

Según documentos judiciales y procedimientos judiciales, de 2017 a 2022, los acusados ​​eran miembros de una gran organización de narcotráfico (DTO) responsable de distribuir cientos de kilogramos de cocaína, fentanilo y otros narcóticos en el área de Charlotte y sus alrededores. La información presentada ante el tribunal muestra que la DTO tenía vínculos con los cárteles de Sinaloa y el CJNG y se abastecía directamente de ellos.

Según documentos judiciales y declaraciones hechas ante el tribunal, la investigación de varias agencias sobre la DTO incluyó escuchas telefónicas autorizadas por el tribunal, compras controladas de narcóticos, vigilancia exhaustiva y la ejecución de docenas de órdenes de allanamiento, y condujo a la incautación de grandes cantidades de narcóticos, incluidos aproximadamente 328 kilogramos de cocaína, 26 kilogramos de fentanilo y un kilogramo de heroína. Además de los narcóticos, las fuerzas del orden incautaron aproximadamente 60 armas de fuego, 18 cargadores de alta capacidad y municiones, más de 2,4 millones de dólares en ganancias en efectivo de las drogas, más de 300.000 dólares en joyas, dos residencias, diez vehículos, un barco y dos camiones con remolque. Compartimentos ocultos para el contrabando de estupefacientes.

El juez de distrito de los Estados Unidos, Robert J. Conrad, sentenció a los 14 acusados ​​de la siguiente manera:

  • Salvador Barrera Jr., de 28 años, de Charlotte, fue sentenciado a 24 años de prisión, seguidos de cinco años de libertad supervisada.
  • Ricardo Johnathan Gómez, de 28 años, de Charlotte, fue sentenciado a 22,5 años de prisión, seguidos de cinco años de libertad supervisada.
  • Johnny Lane Owens Sr., de 46 años, de Albemarle, Carolina del Norte, fue sentenciado a 15 años de prisión, seguidos de cinco años de libertad supervisada.
  • Isaac Sandoval, de 31 años, de Salisbury, fue sentenciado a 12 años de prisión, seguidos de dos años de libertad supervisada.
  • Adrián Christopher Solares, de 33 años, de Charlotte, fue sentenciado a 135 meses de prisión, seguidos de cinco años de libertad supervisada.
  • Luis Raymundo Macías-Robles, de 32 años, de Charlotte, fue sentenciado a 121 meses de prisión, seguidos de cinco años de libertad supervisada.
  • Norberto Macedo Jr., de 29 años, de Charlotte, fue sentenciado a 95 meses de prisión, seguidos de tres años de libertad supervisada.
  • Derek Duane Crump, de 42 años, de Albemarle, fue sentenciado a 77 meses de prisión, seguidos de tres años de libertad supervisada.
  • Christian Alexander Hernández, de 29 años, de Charlotte, fue sentenciado a 74 meses de prisión, seguidos de cinco años de libertad supervisada.
  • Erik Perales, de 28 años, de Charlotte, fue sentenciado a 72 meses de prisión, seguidos de cuatro años de libertad supervisada.
  • Jesús Adrián Perales, de 32 años, de Charlotte, fue sentenciado a 48 meses de prisión, seguidos de tres años de libertad supervisada.
  • Janquil Josselyn Jackson, de 30 años, de Los Ángeles, fue sentenciada a 37 meses de prisión, seguidos de dos años de libertad supervisada.
  • Christok Alexander Mata, de 21 años, de Charlotte, fue sentenciado a 36 meses de prisión, seguidos de dos años de libertad supervisada.
  • David George Jansen, de 45 años, de Indian Land, Carolina del Sur, fue sentenciado a 14 meses de prisión, seguidos de tres años de libertad supervisada.

From Justice Government.

spot_img
spot_img

Más del autor

spot_img
spot_img

Latest Articles