El FBI acaba de deducir que Alec Baldwin sí disparó el arma que mató a la directiva de fotografía Halyna Hutchins a lo largo del rodaje de la película Rust en el mes de octubre de 2021.

Esto se determinó tras efectuar pruebas de descarga casual. No está claro si se hicieron con exactamente la misma pistola que usó Alec Baldwin el día de la desgracia.

 Aparentemente el FBI apunta que ese tipo de pistola, cuando marcha apropiadamente, no libera una bala y un cebador de forma simultánea solo jugando con el martillo.

“Con el martillo en las situaciones en las que se hallaba, el cañón no se podía disparar sin apretar el gatillo”, fue lo dicho en el informe.

Esto podría echar abajo el razonamiento del actor, puesto que Baldwin aduce que es lo que hacía cuando sucedieron los lamentables hechos. El histrión podría enfrentarse a cargos penales por el percance, y el departamento del sheriff de Santa Fe confirmó que el caso va a pasar al fiscal del distrito.

El informe convocado por un importante periódico nacional, afirma que los resultados de estos descubrimientos del FBI fueron mandados a las autoridades de Nuevo México, quienes llevan la investigación. Una de las cosas que aún están aguardando, conforme un comunicado, son los registros telefónicos de Baldwi.

Conforme con la información que se conoce, esos registros van a ser revisados por detectives y después se mandará un fichero del caso al fiscal de distrito para determinar si se presentarán cargos.

Adan Mendoza, alguacil del condado de Santa Fe en donde se efectuó la grabación de la película y sucedió la desgracia, afirmó al programa Today a inicios de este año que no se podían descartar cargos delincuentes.

La investigación del FBI busca descubrir de qué manera una bala de veras se filtró en el set de grabación y en el activar de la especialista en armas Hannah Gutiérrez Reed, de 24 años, quien trabajaba en ese rol en una película por segunda vez.