FILADELFIA, EE.UU-. Durante la madrugada de este viernes, un joven de 27 años de edad entro a la sala de emergencia del Hospital de la Universidad de Temple, ubicada en Filadelfia, Pensilvania, Estados Unidos.

El hombre llego al hospital con 15 heridas hechas por un arma de fuego, justo en el momento en que la Policía se hallaba investigando un tiroteo ocurrido a 3 kilómetros de distancia del centro médico, recibieron un llamado, informándoles de la llegada de un sujeto al hospital.

La victima quien por ahora no ha sido identificada, habría logrado subir a su automóvil luego de recibir los 15 disparos y conducir por su propia cuenta hasta la entrada de urgencias del hospital.

Scott, Small, Inspector jefe de la Policía, comento al diario local 6ABC, que a pesar de que el estado del hombre es crítico, “se espera que sobreviva”

Según The Philadelphia Inquirer que recoge las declaraciones de la Policía Local, detalla que no son 15 sino 16 disparos y detalla que el hombre sufrió:

5 disparos en la parte derecha del cuerpo, 4 en los antebrazos, 3 en la parte superior del pecho, 2 en la cadera izquierda, 1 en el cuello, 1 otro en el hombro derecho.

Se esperan que gracias a las investigaciones, a las cámaras de vigilancia cercanas, y a los 23 casquillos de bala, ofrezcan un impulso para esclarecer los hechos.