El alcalde de la ciudad de Knoxville, en el este de Tennessee, solicitó la publicación de imágenes de video de un tiroteo en una escuela secundaria. Este dejó un estudiante muerto y un oficial de policía herido. Pero un fiscal local aseguró el jueves que negó la solicitud en medio de la investigación en curso.

La alcaldesa Indya Kincannon precisó en Twitter que había solicitado que el video redactado se pusiera a disposición de los medios de comunicación y el público del tiroteo del lunes en Austin-East Magnet High School en el este de Knoxville.

La policía indicó que un estudiante de 17 años tenía un arma dentro de una escuela. Además, recibió un disparo mortal en un enfrentamiento con oficiales en un baño. Pero los detalles de lo que las autoridades dicen que sucedió han cambiado desde el incidente. Los activistas comunitarios han exigido la publicación de las imágenes.

Recomendado para ti: Senado de Alabama respaldó proyecto de ley para prohibir leyes federales de armas

Un oficial de recursos escolares resultó herido por un disparo, que el TBI dijo el miércoles que no provino del arma del estudiante. Esto plantea la posibilidad de que el oficial haya sido alcanzado por disparos de la policía.

La Oficina de Investigaciones de Tennessee manifestó que proporcionará un informe al fiscal de distrito cuando termine la investigación del tiroteo, y el fiscal de distrito decidirá si presenta cargos contra los agentes. La investigación incluye la revisión de las imágenes de la cámara del cuerpo de la policía y el video de vigilancia de la escuela.

Kincannon expresó que buscaba la publicación de un video para brindar transparencia y porque pensaba que “una mayor comprensión de las circunstancias de esta tragedia ayudará a que nuestra ciudad se recupere”. Kincannon dijo que la fiscal general del distrito, Charme Allen, “declinó respetuosamente”.

Imagen ilustrativa. Fuente: Pixabay