INTERNACIONAL.- Debido a las preocupaciones sobre la propagación del coronavirus as autoridades bávaras cancelaron las festividades del Oktoberfest por segundo año consecutivo.

Las autoridades dicen que existen demasiados riesgos al organizar las celebraciones, que tradicionalmente atraen visitantes de todo el mundo, durante una pandemia global.

Decidieron suspender el festival por el que el estado es conocido mundialmente, el gobernador de Baviera, Markus Söder, dijo el lunes que fue con los “corazones apesadumbrados” que pero que con los números de coronavirus aun obstinadamente altos y los hospitales que ya luchan, tenía que hacerse.

“Oktoberfest se llevará a cabo de nuevo, y volverá a ser grande”, dijo.

Söder expuso otras tres razones para la cancelación del festival.

“Primero: la situación es demasiado incierta. Tenemos una obligación económica aquí; una cancelación posterior del Oktoberfest sería una pérdida económica”, dijo.

En segundo lugar, citó el daño potencial a la marca Oktoberfest.

Y tercero, dijo que un Oktoberfest con requisitos como máscaras obligatorias y distancias en las grandes carpas no sería factible y podría conducir a “condiciones caóticas”.

Foto Ilustrativa. Pixabay

MR