Allegheny, Pensilvania.-  El jefe del Departamento de Policía de Brackenridge fue asesinato y otro agente resultó herido tras un enfrentamiento con un sospechoso que terminó abatido por los efectivos policiales presentes en la escena. 

El hecho sucedió este lunes por la tarde, según el reporte policial; un sospechoso fue interceptado por varios agentes que estaban en compañía del jefe de la policía de Brackenridge, Justin McIntire. 

El antisocial, identificado como Aaron Lamont Swan de 28 años de edad, se enfrentó a la policía luego de ignorar una orden de alto, el sospechoso era buscado por varios delitos. 

Tras una breve persecución a pie, el sospechoso abrió fuego contra los oficiales, en este primer enfrentamiento atinó un disparo en la cabeza al agente Justin McIntire, quien había estado a cargo de la jefatura de la policía desde el año 2018. 

Te puede interesar: Registran el primer incidente de “atropello y fuga” del 2023 en Albuquerque

Luego de confirmarse el deceso, otro oficial resultó herido en un segundo enfrentamiento ocurrido a unas cuadras más adelante, este efectivo fue trasladado a un hospital donde permanece, hasta la publicación de esta pauta en condición estable de salud. 

Durante este segundo enfrentamiento, el sospechoso resultó herido de bala pero logró huir hasta robar un vehículo. Esto ocasionó un nuevo intercambio de disparos donde finalmente Swan resultó abatido. 

El fiscal general de Pensilvania, Josh Shapiro, tuiteó: “El jefe de policía Justin McIntire corrió hacia el peligro para mantener a salvo a los habitantes de Pensilvania, e hizo el máximo sacrificio al servicio de la comunidad”.