El astro argentino Lionel Messi, flamante campeón mundial, partió la noche del lunes desde Rosario, su ciudad natal, hacia Francia para sumarse al PSG que ya está en plena disputa de la Ligue 1 gala, informó la prensa local.

«La ‘Pulga’ despegó junto a Antonela Roccuzzo y a sus hijos Mateo, Thiago y Ciro en un avión privado desde el Aeropuerto Internacional Islas Malvinas», informó el diario La Capital de Rosario, ubicada a 310 km al norte de Buenos Aires.

El avión despegó a las 22H00 locales (01H00 GMT) y tiene previsto aterrizar en el aeropuerto Le Bourget de París a las 15H00 de Francia (14H00 GMT), precisó.

Numerosos seguidores lo esperaban en los alrededores del aeropuerto para tratar de despedirse y sacarse una selfie, pero fue prácticamente imposible porque los autos particulares que trasladaban a Messi y su familia se metieron directamente en la pista en medio de un importante operativo de seguridad.

Messi estuvo instalado desde el 20 de diciembre en su casa dentro de un barrio privado en la localidad de Funes, en las afueras de Rosario, adonde llegó luego de encabezar una caravana y multitudinarios festejos en Buenos Aires para celebrar el título mundial de la Selección, el tercero en la historia de la Albiceleste luego de Argentina-1978 y México-1986.

El capitán de la Albiceleste disfrutó de unos días de descanso junto a su familia y pasó las fiestas de Navidad y Año Nuevo en su país antes de reemprender el regreso al París Saint-Germain (PSG), donde se reencontrará con su compañero de equipo Kylian Mbappé, a quien enfrentó en la final del Mundial en Doha el 18 de diciembre que Argentina ganó en tanda de penales (4-2) luego de empatar 3-3 en el juego.

La semana pasada el entrenador del PSG, Christophe Galtier, había dicho que esperaba la reincorporación de Messi al equipo «el 2 o 3 de enero». 

El PSG, líder del campeonato galo, viene de sufrir el domingo su primer derrota de la temporada (3-1) en su visita al Lens en la 17 jornada del torneo.

© Agence France-Presse