Según reporta Fox Business, La cadena de McDonald’s y sus franquiciados redujeron el horario de atención en varios de sus restaurantes situados en EE.UU., debido a la falta de empleos, causada por los recortes de personal en tiempos de pandemia.

De acuerdo a datos oficiales, la empresa, donde trabajan casi 800.000 personas por todo el país, registró a finales de diciembre pasado una caída significativa en las ventas.

La situación sanitaria disminuyó considerablemente los ingresos provenientes de los famosos desayunos de McDonald’s tras un gran descenso en el número de los clientes mañaneros que pasaban por los restaurantes camino al trabajo.

Pese a esto, la cadena se ha ido recuperando luego de que el Gobierno autorizara la reapertura de los ‘drive-in’, locales donde los clientes son atendidos sin necesidad de salir del automóvil, y, además, gracias a varias colaboraciones con celebridades estadounidenses y extranjeras.