Puebla, México. – En redes sociales se difundió un vídeo donde aparece un jefe de la policía municipal de Puebla confesando cuatro crímenes. Horas más tarde fue encontrado sin vida y con señales de tortura.

De acuerdo con la información, el jefe de la policía, Maurilio Herrera Quiroz, fue privado de libertad para obligarlo a confesar sus crímenes frente a una cámara.

Habló del asesinato de cuatro personas, cuyos cuerpos fueron encontrados el pasado 13 de noviembre en el municipio de Huamuxtitlán, en el estado de Guerrero.

A través de su propia cuenta de Facebook, fue difundida la grabación donde aparece Herrera Quiroz, arrodillado confesando todos sus crímenes.

Al poco tiempo aparece su cuerpo todo descuartizado en un parque de Tulcingo de Valle, con él había un mensaje amenazante.

MY