Memphis, Tn.- Las autoridades de Memphis informaron de un hombre que trabajaba como gerente de un concesionario de autos y fue acusado de presuntamente robar dinero en efectivo que recibió de sus clientes.

Richard Parrish, de 48 años, está acusado de robo de más de $10,000. Los cargos se produjeron después de una investigación sobre la falta de fondos por parte de su empleador, Chuck Hutton Chevrolet en Mt. Moriah.

El gerente general de la concesionaria le dijo a la policía que un cliente había hecho un pago inicial de $12,500 en efectivo por un vehículo el año pasado. Cuando no se pudo dar cuenta del dinero, interrogaron a Parrish.

Días después, Parrish supuestamente le entregó al concesionario un cheque bancario por $12,000, diciéndoles que era el pago inicial faltante. Pero el concesionario empezó a sospechar porque se suponía que el pago había sido en efectivo.

El concesionario dijo que contactó a dos clientes más, quienes les dijeron que hicieron pagos iniciales en efectivo de $9,000 y $1,000. Dijeron que Parrish había proporcionado recibos escritos a mano.

Parrish fue liberado de la cárcel sin fianza y enfrenta una audiencia en la corte este jueves.