Sebastian Hoeness, sobrino del antiguo dirigente del Bayern de Múnich Uli Hoeness, fue destituido este martes de su puesto de entrenador del Hoffenheim (Bundesliga), después de un fin de temporada catastrófico que costó al equipo una plaza en competición europea.

Después de haber coqueteado durante un tiempo con el Top-4, sinónimo de clasificación a la Liga de Campeones, el club del millonario Dietmar Hopp terminó la temporada con una serie de nueve partidos sin victoria, y acabó relegado al noveno puesto.

Hoeness, de 40 años, y que llevaba dos temporadas en el puesto, asistió impotente al derrumbe de su equipo, barrido 5-1 en Mönchengladbach el pasado fin de semana en la 34ª y última fecha del campeonato alemán.

Hoeness es el cuarto entrenador de la Bundesliga en dejar su club desde el sábado. Adi Hütter (Mönchengladbach) y Markus Weinzerl (Augsburgo) anunciaron ellos mismos su marcha. Florian Kohfeldt, el técnico del Wolfsburgo, fue cesado el domingo.

© Agence France-Presse