Dr. Strange 2 ha sido prohibida en varios países debido a LGBTQ

A días del estreno de una de las películas más aguardadas de Marvel, ‘Dr. Strange in the Multiverse of Madness’, solo tras la emoción generada por ‘Spider-Man: No way home’, con la llegada oficial del multiverso, con la aparición de Tobey Maguire y Andrew Garfield, muchos entusiastas de Marvel recibieron una mala nueva.

Últimamente Arabia Saudí solicitó a Disney, empresa a la que pertenece Marvel, que suprimiera una referencia cara la comunidad LGBTQ de la película Dr. Strange, mas la compañía del ratón se negó a hacerlo.

Dado ello, la secuela el hechicero más poderoso del planeta, no va a poder ser proyectada en tal país, si bien este no ha sido el único que ha mostrado un descontento ante dicha escena protagonizada por Xóchitl Gómez que va a dar vida a la superheroína, América Chávez.

Los 4 países del medio oriente que prohibieron la distribución y proyección de la cinta que se estrenará el próximo seis de mayo en todos y cada uno de los cines de Estados Unidos, son: Arabia Saudí, Qatar, Kuwait y Egipto.

Conforme con un medio internacional, el supervisor general de la clasificación del cine en Arabia Saudí, Nawaf Alsabhan, descubrió que la escena que pidió que se suprima es de apenas doce segundos del metraje final, en donde América Chávez se refiere a sus dos mamás.

Tras dicho anuncio de prohibición, la preventa de billetes en Arabia Saudí, Kuwait y Qatar, se detuvo, si bien en los EAU prosigue libre la preventa. No obstante, esta no sería la primera vez que una cinta de Disney no se proyecta en Arabia Saudí, puesto que algo afín pasó con Eternals.

Anterior al estreno de Eternals, Arabia Saudí pidió a Disney suprimir todas y cada una de las referencias homosexuales de la película, situación a la que asimismo se negó Disney, produciendo que la cinta no se proyectase en múltiples países árabes.

Es justo decir que Doctor Strange in the Multiverse of Madness es la entrega de MCU más aterradora hasta la fecha, informaron medios nacionales.

Por un lado, está dirigida por el maestro del terror Sam Raimi, el cineasta detrás de películas como The Evil Dead y Drag Me to Hell, junto con la trilogía Tobey Maguire Spider-Man, y tiene monstruos, caos, brujería oscura e incluso sangre. 

Según se menciona, no es exagerado decir que la película es la entrada más violenta en el MCU hasta el momento. Muchos personajes encuentran finales salvajes en el tiempo de ejecución de dos horas y seis minutos de la secuela de Marvel; los monstruos sangran y varios humanos son quemados. Más tarde, alguien es empalado y otro héroe es cortado completamente por la mitad. A uno incluso le rompen el cuello, con un crujido desagradable que seguramente lo sorprenderá. Como puede imaginar, esta sigue siendo una película de Marvel, por lo que la cámara desvía la atención de los detalles sangrientos, pero si sus pequeños no son tan buenos con la muerte en pantalla, tiene razón en ser cauteloso.

Según la BBFC, otras escenas de terror incluyen “seres demoníacos que atacan a las personas” y “escenas frecuentes de amenazas, en las que las personas son amenazadas con torturas mágicas”.

En última instancia, si la película es demasiado aterradora o no depende de sus hijos, tómese uno sminutos para pensarlo. Si están de acuerdo con los gustos de Goosebumps y Stranger Things, podrían ver Doctor Strange 2.

Grupos y vloggers cristianos están llamando a los papás a evitar que lleven a sus hijos pequeñitos a ver la película pues contiene escenas que podrían generar alguna reacción de temor pues contiene escenas “muy diabólicas”, dicen.