El Departamento de Seguridad Nacional (DHS) ha publicado su controvertida regulación para poner fin a la lotería de visas H-1B como una “regla final”, dejando a la administración Biden o una demanda para detener un cambio significativo en la política de inmigración de Estados Unidos. La regla, publicada el 8 de enero de 2021, entra en vigencia en 60 días.

El nuevo proceso asignará el suministro anual de 85,000 visas H-1B a las corporaciones que ofrezcan los salarios más altos. El sistema de clasificación terminará con el incentivo económico para contratar trabajadores extranjeros H-1B con calificaciones medias en lugar de graduados estadounidenses más jóvenes. 

La regulación autorizaría a los Servicios de Ciudadanía e Inmigración de EE. UU. (USCIS) a poner fin a la lotería H-1B y, en cambio, conceder solicitudes basadas en registros que comiencen con el nivel de salario más alto y vayan bajando. La administración Trump rechazó todos los comentarios a la regla. Los abogados y las empresas argumentan que la regulación viola el estatuto y dificulta la obtención de nuevas solicitudes H-1B para trabajadores más jóvenes, en particular estudiantes internacionales y profesionales de tecnología de la información.

“Lo que hará esta nueva política es alentar a las empresas a que solo soliciten H-1B para ocupar puestos con salarios más altos”, no para ocupar los puestos iniciales y de mitad de carrera que necesitan los estadounidenses, dijo Kevin Lynn, director de US Tech Workers.

Fotografía: Pixabay

¿Qué es lo que haría la regla y a quién excluiría ?: 

Con esta modificación, en lugar de la lotería H-1B, USCIS recibiría registros antes del inicio de un año fiscal (probablemente antes del 1 de abril) y si se reciben más de los que permite el límite H-1B , la agencia otorgaría las peticiones de mayor a menor salario. Este proceso se utilizaría para las 65.000 peticiones por debajo del límite anual y las 20.000 peticiones para personas con un título avanzado de una universidad estadounidense. 

Según se dió a conocer, “USCIS clasificará y seleccionará las peticiones recibidas sobre la base del nivel salarial de Estadísticas de empleo ocupacional (OES) más alto que el salario ofrecido iguale o supere para el código de Clasificación Ocupacional Estándar (SOC) relevante en el área de empleo previsto, comenzando con OES nivel salarial IV y procediendo en orden descendente con los niveles salariales III, II y I de la OES ”.

En la regla propuesta, el Departamento de Seguridad Nacional (DHS) predijo que no se seleccionaría a ninguna persona a la que se le pagara un salario de Nivel 1 para las peticiones H-1B, y que aproximadamente el 25% de las personas que recibirían salarios de Nivel 2 tampoco serían elegidas. El DHS afirmó que todas las personas en el Nivel 3 y el Nivel 4 serían seleccionadas, pero admite que muchas más personas con salarios de Nivel 2 podrían quedar excluidas de las peticiones si hay más registros que en el pasado para titulares de visas H-1B con salarios de Nivel 3 y Nivel 4 .

Sin embargo, la reforma puede ser destruida antes de que remodele el enorme programa de subcontratación para graduados H-1B porque enfrenta una oposición de los abogados de inmigración aliados de los demócratas, así como de muchos de los aliados del presidente electo Joe Biden en Wall Street. y en el sector universitario.

La reforma no cubre la concesión de 85.000 visas nuevas en 2021 porque se procesó demasiado tarde en la administración del presidente Donald Trump.