Ecuador. Recientemente, los medios locales reportaron que el presidente de Ecuador, Guillermo Lasso, ha declarado el estado de emergencia en tres provincias donde se han concentrado las recientes protestas antigubernamentales de los pueblos indígenas.

Cabe destacar que el lunes, los indígenas lanzaron una manifestación abierta contra el gobierno exigiendo recortes en los precios del combustible. Estudiantes, trabajadores y otros simpatizantes también se han sumado a las protestas.

Se dijo que los manifestantes han bloqueado las carreteras de todo el país, incluidas las carreteras a Quito. Al menos 43 personas han resultado heridas en enfrentamientos con las fuerzas de seguridad.

“Estoy comprometido con la defensa de nuestra capital y nuestro país”.

Expresó Lasso en televisión el viernes por la noche.

Cabe destacar que el estado de emergencia permite al presidente llamar a las fuerzas armadas para mantener el orden, suspender los derechos civiles y declarar toques de queda.

Te puede interesar: Condenaron a 23 años de cárcel a los implicados en el asesinato del fiscal paraguayo Marcelo Pecci

Aseguraron que la Confederación de Nacionalidades Indígenas de Ecuador (Conaie), que jugó un papel decisivo en el derrocamiento de tres presidentes ecuatorianos entre 1997 y 2005, ha convocado a las protestas.

Precisaron que Conaie ha dicho que continuará con los bloqueos hasta que el gobierno cumpla con una lista de 10 demandas.

Se dijo que la organización quiere que las tarifas de combustible se reduzcan a $1,50 para el diésel y $2,10 para la gasolina, una demanda que el gobierno ha rechazado hasta ahora.

Se reveló que los precios del combustible en Ecuador han experimentado un fuerte aumento desde 2020, casi se duplicaron para el diésel de $ 1 a $ 1,90 por galón (3,8 litros), mientras que la gasolina aumentó de $ 1,75 a $ 2,55.

Igualmente, se dijo que el productor de petróleo Ecuador se ha visto empañado por el aumento de la inflación, el desempleo y la pobreza aumentados por la pandemia de coronavirus.

Aclararon que el control de precios de los alimentos y la renegociación de los préstamos bancarios personales de cerca de cuatro millones de familias son otras de las demandas de la Conaie.

Imagen publicada en las redes sociales @ BluffSociety