Haití. Recientemente, los medios locales informaron que se han reportado casi 800 secuestros en Haití en lo que va del año, según un grupo local. Esto se da mientras las pandillas expanden su control en medio de la inestabilidad política.

Precisaron que el Centro de Análisis e Investigación en Derechos Humanos (CARDH) expresó que 119 personas fueron secuestradas solo en la primera mitad de este mes.

Aseguraron que el caso más reciente de alto perfil involucra a 17 misioneros de Estados Unidos y Canadá, secuestrados el fin de semana pasado.

Cabe destacar que se ha atacado a personas de todos los ámbitos, tanto locales como extranjeros. Por su parte, CARDH mencionó que se reportaron al menos 782 secuestros este año hasta el 16 de octubre, en comparación con 796 casos en todo 2020.

Indicaron que es probable que las cifras reales sean mucho más altas, ya que muchas personas no denuncian secuestros por temor a represalias de las pandillas.

Noticia recomendada: AMLO: “No soy partidario de retirar concesión a Telmex”

Se dijo que la situación de seguridad en Haití, que ya era precaria, se ha deteriorado significativamente desde el asesinato del presidente Jovenel Moïse en julio. Las facciones rivales luchan por hacerse con el control del país frente a una fuerza policial en apuros.

“Los ciudadanos no confían en la policía nacional haitiana y esto plantea un problema porque no podemos tener una fuerza policial eficiente si la población no colabora”.

Declaró Gedeon Jean, quien es director de CARDH.

Igualmente, Gedeon aseguró que: “según nuestras estadísticas, hay al menos dos policías en cada gran grupo armado: algunos policías están activos en pandillas y otros brindan cobertura, permitiendo que las pandillas operen o comparten información con ellos”.

Se dijo que el aumento de la violencia y la terrible situación económica, agravada por varios desastres naturales en los últimos años, han llevado a un número creciente de haitianos a buscar oportunidades en otros países.

Imagen ilustrativa. Fuente: Pixabay.