Nicaragua. Un ataque armado en contra de una comunidad indígena dejó un saldo de seis muertos y 10 desaparecidos. El hecho ocurrió en la reserva Bosawás, ubicado en la localidad Alal.

Un grupo con decenas de invasores, también llamados colonos, agredieron a los indígenas, los cuales estaban en el campo trabajando. Los agresores les incendiaron sus viviendas. Así lo dio a conocer Gustavo Lino, quien es el presidente de la comunidad de Mayagna Sauni As.

“Es una cifra preliminar que se mantiene hasta que una comisión que bajó al lugar nos brinde datos más exactos”, manifestó Lino.

Iniciaron las investigaciones

La Policía de Nicaragua solamente había reportado el asesinato de dos hombres por tiros. En el informe que habían presentado no se refirieron ni a los desaparecidos, ni a la quema de las viviendas. Así lo expresó el Diario El Nacional.

También te puede interesar: ACUSAN A ENFERMERA POR EL ENVENENAMIENTO DE 5 BEBÉS EN ALEMANIA

Larry Salomon, quien es líder mayagna, afirmó que fue una emboscada. Solicitó la protección de las Fuerzas Armadas. Manifestó que los habitantes de Alal tuvieron que huir porque los colones destruyeron todo. Los indígenas vigilan con sus arcos, flechas, machetes y otras herramientas.