A 11 años de prisión ha sido condenado  un hombre de Los Ángeles, Estados Unidos por asesinar a su compañera de habitación, cuyo cadáver fue descubierto luego de seis años dentro de la pared, logra informar NBC News.

Randolph Garbutt, de 47 años, decidió por no disputar la acusación de hace un mes del homicidio contra Rayen Campbell, cuyo cuerpo fue hallado en junio de 2015. La desaparición se había declarado en junio de 2009.

La víctima murió de un fuerte traumatismo que, según logra exponer la Fiscalía del condado de Los Ángeles, fue causado por un martillo.

El delito se fue descubierto gracias a un denunciante anónimo que contacto con la familia de Campbell para informarles que, la mujer podría haber sido enterrada en la pared del armario de la casa donde vivía. Los funcionarios utilizaron a perros sabuesos para descubrir el cadáver.  Vecinos se quejaban del mar olor durante años.