Washington. Recientemente, los medios informaron que el secretario de Estado de Estados Unidos, Antony Blinken, acusó el viernes al presidente nicaragüense Daniel Ortega de preparar unas elecciones falsas el próximo mes. Además, por tratar de establecer una “dinastía autoritaria” en medio de una ola de arrestos antes de la votación del 7 de noviembre en Nicaragua.

Se dijo que Blinken, quien visitó América Latina esta semana con escalas en Ecuador y Colombia, acogió con beneplácito una votación el miércoles de la Organización de Estados Americanos expresando “alarma” por las acciones del gobierno nicaragüense que dice socavarán las elecciones, en las que Ortega busca un cuarto mandato consecutivo.

Argumentaron que Blinken señaló que Nicaragua se comprometió con la democracia hace 20 años cuando se adhirió a la Carta Democrática Interamericana.

Recomendado para ti: Ecuador enfrenta una espiral de violencia

Cabe destacar que el gobierno encabezado por Ortega, un exlíder guerrillero marxista, se ha vuelto cada vez más aislado y criticado internacionalmente por su represión contra los opositores del presidente y los medios críticos en la nación centroamericana que ha dominado desde que regresó al poder hace 15 años.

Se dijo que Washington impuso sanciones y prohibiciones de visas estadounidenses a varios aliados y familiares de Ortega.

Indicaron que, trabajando con su esposa, la vicepresidenta Rosario Murillo, Ortega ha reforzado su control sobre el país.

“El presidente Ortega y el vicepresidente Murillo no han cumplido con este compromiso al preparar una elección falsa sin credibilidad, al silenciar y arrestar a los opositores. En última instancia, al intentar establecer una dinastía autoritaria que no rinde cuentas al pueblo nicaragüense”. Expresó Blinken en una declaración.

El funcionario estadounidense aseguró que “EE.UU. continúa trabajando con socios en la región y en todo el mundo para promover la responsabilidad de quienes apoyan las acciones antidemocráticas de Ortega y Murillo”.

Precisó  que Washington “continuará presionando al gobierno de Nicaragua para que restaure los derechos civiles y políticos y libere inmediata e incondicionalmente a los presos políticos”.

Imagen publicada en las redes sociales @ SecBlinken